Doce consejos a tener en cuenta cuando llevas una bomba de insulina

De la página Insulin Nation, la educadora en diabetes Jennifer Smith,  nos proporciona doce interesantes consejos a tener en cuenta por los usuarios de bombas de insulina.

Los copio a continuación en español y agrego algunos comentarios.

 

1. Cambia la pila cuando te lo indica la bomba:

    Particularmente le afectó a mi hijo con el cambio de modelo de bomba Medtronic. La bomba 640G te informa con un icono en la pantalla la vida de la pila. Hay que estar pendiente de este icono y cambiar la pila apenas veamos que pasa de verde a amarillo. ¿Por qué lo digo? si no lo hacemos, cuando suena la alarma de cambiar la pila, ofrece muy poco tiempo para hacerlo y si no tenemos el repuesto a la mano podemos ver como la bomba deja de funcionar. Es importante revisar el icono  sobre todo antes de irse a dormir.

 

2. Revisa periódicamente la carcasa de la bomba, chequeando cualquier fisura y de observarla llamar al servicio técnico de Medtronic.

   

3. Cambia el equipo de infusión al menos cada 72 horas:

  Conociendo la cantidad de insulina aproximadamente que utilizas en tres días y llenando el reservorio con esta cantidad, te obliga a que no pases más de tres días sin cambiar el equipo de infusión. Además puedes programar un recordatorio en la bomba para que te de una alerta y te informe de que es el momento de cambiarlo.

 

4. Chequea el tubo para observar si tiene burbujas y el sitio de inserción del catéter:

  Sobre todo en los meses de verano observamos como se reproducen las burbujas con más facilidad. Es importante acostumbrarse a chequear al menos dos veces al día el tubo para observar si las tenemos y purgarlas.

   De la misma manera debemos de chequear a diario y sobre todo antes de dormir, el áreas de inserción del catéter buscando señales de irritación o de sangramiento y de ocurrir proceder a cambiarlo.

 

5. Evalúa tus registros para asegurar que las basales y los ratios que utilizas son los correctos:

  Recuerda que tenemos la opción de programar diferentes patrones de basales.

 

6. Si cambiaste el modelo de tu bomba, asegúrate de que programaste de manera correcta la nueva.

 

7. Si te falla la bomba, asegúrate de tener siempre contigo un equipo de emergencia para estos casos en los que debes de incluir: insulina lenta y jeringas o si utilizas bolígrafos y agujas.

   Recuerda que también debes de saber cuanta insulina lenta te debes de administrar. Consulta con tu equipo de salud y elabora un plan para situaciones de emergencia por fallo de la bomba.

Igualmente debes de tener jeringas o bolígrafos con agujas para insulina rápida.

 

8. Conserva un  registro con la programación de la bomba por escrito:

   Si te sucede que falla la bomba y no tienes un registro de la programación que estas utilizando en el momento vas a tener que pasar un buen rato haciendo ejercicios de memoria. Apunta cada vez que hagas cambios en la programación.

 

9. Guarda una lista con los números de teléfonos de emergencia que pudieras necesitar e informa a tus familiares donde encontrarla:

   La lista debe incluir el número de teléfono de tu médico o de algún miembro de tu equipo de salud, del fabricante de tu bomba de insulina y de familiares a contactar en caso de emergencia.

 

10. Si tu glucemia es muy alta, utiliza un bolo corrector y recuerda chequearla en una o dos horas. Si continua elevada, utiliza una jeringa o un bolígrafo para administrarte la insulina y no la bomba y cambia el equipo de infusión. Vigila que el nuevo equipo funcione correctamente. Consulta con tu equipo de salud.

 

11. Debes tener siempre contigo un equipo para medir cetonas:

  Cuando la glucemia está muy elevada, piensa siempre en que puede existir un problema con tu equipo de infusión y que debes de chequear las cetonas en sangre y seguir el protocolo que te enseñó tu equipo de salud.

 

12. Si utilizas monitor continuo de glucosa, programa las alarmas de manera que las escuches y puedas actuar para prevenir cambios extremos de valores de glucosa.

 

Con estos consejos podemos estar preparados para cualquier situación que se nos presente y poder resolverla de manera segura y  no nos tome por sorpresa.

 

Si te interesa el original del artículo lo puedes acceder a través del siguiente enlace: 

 

http://insulinnation.com/treatment/12-ways-to-stay-safe-with-an-insulin-pump/

 

 

 

 

 

Comentarios: 0 (Discusión cerrada)
    Todavía no hay comentarios.